El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue hospitalizado de urgencia este lunes para tratar una posible obstrucción intestinal, informaron fuentes de prensa. 

Bolsonaro, de 66 años, que recibió una puñalada en el abdomen durante la campaña presidencial de 2018, fue trasladado al hospital Vila Nova Star, en Sao Paulo, tras aterrizar procedente de Santa Catarina (sur), donde pasó las vacaciones de fin de año, según TV Globo y varios medios. 

No ha habido información oficial. 

Imágenes de TV Globo muestran al mandatario desembarcando del avión presidencial a pie, junto a su comitiva. 

El médico Antônio Luiz Macedo, que ha operado a Bolsonaro en otras ocasiones, dijo al portal de noticias UOL que el presidente se sometería a varios exámenes, entre ellos una tomografía, para examinar la posible obstrucción intestinal. 

Bolsonaro ya fue ingresado a mediados de julio para ser tratado por una obstrucción intestinal. En esa ocasión, permaneció cuatro días en el hospital. 

Debido a la puñalada que recibió en 2018, el dirigente ultraderechista pasó por al menos cuatro cirugías que le volvieron más proclive a sufrir trastornos intestinales.