En la foto de portada el Meo aparece  junto a su «jefe» el presidente argentino Alberto Fernández y el perro de la Casa Presidencial transandina

Para el político chileno Marco Enriquez Ominami, hoy asesor de política exterior del presidente de Argentina,  el peronista Alberto Fernández, hizo declaraciones en el vecino país que fueron publicadas en toda la prensa transandina  afirmando que “el plebiscito chileno fue una derrota del conservadurismo ante un pueblo que se puso de pie»

El dirigente del Partido País Progresista calificó así  este lunes el resultado del plebiscito sobre la reforma de la Constitución heredada de la dictadura de Augusto Pinochet, en la que obtuvo un rotundo triunfo la opción «Apruebo» con el 78,3 por ciento de los votos.

«El triunfo de ayer de la opción ‘Apruebo’ y el triunfo de ayer para una nueva Constitución hecha por ciudadanos sin ningún actual congresista, es el triunfo de un pueblo llano, de unos jóvenes y de chilenos empobrecidos que se pusieron de pie», afirmó Enríquez Ominami en diálogo con Télam Radio de Buenos Aires.

«Es la derrota de un gobierno conservador, es un grito mayoritario que pide un cambio del sistema político», agregó el dirigente chileno, que también es fundador del Grupo de Puebla, que reúne a dirigentes progresistas de Iberoamérica.

«También un cambio de política económica desde hoy frente a un gobierno que ha sido mezquino porque Chile tiene plata, Chile tiene recursos, y Chile tiene de sobra herramientas para proteger mejor a su pueblo en medio de esta crisis sanitaria», agregó.

Respecto de la demora de la democracia recuperada en 1990 para salir de la Constitución que el pinochetismo sancionó hace 40 años, conocido en Chile como Meo dijo que el resultado de ayer, donde el Apruebo se impuso por el 78,3% de los votos y la Convención Constitucional por el 79%, «es el triunfo de una sociedad que durante 30 años fue disciplinada, obediente, y que se cansó».