La ministra Romy Rutherford solicitó al Tribunal Constitucional aclarar si el fallo que paralizó la investigación en contra del general (r) Humberto Oviedo si, se extiende también a todos los casos indagados por el caso fraude en el Ejército. En otras palabras esto puede interpretarse como «una mordaza a todo investigador contra personeros del Ejército o se trata de esconder la verdad a los chilenos?

La ministra hace el pedido oficial en un oficio enviado a la presidente del TC, Iván Aróstica y lo hace en los siguientes términos: que «aclare si es que la suspensión, que dispone se haga efectiva en lo sucesivo, dice relación únicamente con el requirente señor Humberto Oviedo Arriagada, o si también se extiende a todos los restantes inculpados respecto de todos los cuadernos que se tramitan en forma separada en esta causa».

En ese sentido, Rutherford también solicitó saber si la suspensión «afecta los pronunciamientos relativos a la libertad de los encausados, considerando que ciertas cuerdas de los mencionados autos existen actualmente en procesados privados de libertad, incluyendo al mencionado señor Oviedo Arriagada».

La semana pasada, la primera sala del TC confirmó que la investigación en contra de Oviedo se encuentra paralizada en su totalidad, frenando las indagatorias de Rutherford, quien días antes del fallo ordenó la detención y procesamiento del ex comandante en jefe del Ejército, por la presunta malversación de unos $4.500 millones, provenientes de gastos reservados.

La disputa entre la investigadora y el ex uniformado se inició a principios de este año cuando el abogado defensor del general (r) presentó un recurso de protección que solicitaba declarar inaplicable el artículo relativo al secreto de sumario, y además que la indagatoria fuese trasladada a la justicia civil.