Presidente de Estados Unidos, Donald Trump,  habría revelado datos secretos al ministro ruso del exterior Sergéi Lavorv y también el embajador de ese país en Washington Sergéi Kislyak.

La denuncia fue hecha por el diario estadounidense The Washington Post  que dijo que el mandatario compartió datos secretos con el ministro y el embajador  Kislyak.

Donald Trump ha reaccionado escribiendo en Twitter su “absoluto derecho” a compartir con Rusia “hechos” sobre terrorismo.

Todo esto habría ocurrido el pasado miércoles en la Casa Blanca en Washington. Según el diario, Trump reveló a sus invitados supuestamente información reservada  sobre una amenaza del grupo terrorista ISIS vinculada al uso de ordenadores portátiles en aviones.

La actitud del mandatario, según el diario, ha generado un fuerte malestar en los servicios de espionaje. No solo porque puso en peligro una fuente extranjera clave para la seguridad nacional, sino porque dio a los rusos más datos que a los propios aliados.

La Casa Blanca ha desmentido rotundamente la investigación y considera que es “falsa”.

“Como presidente quise compartir con Rusia, en una reunión fijada abiertamente en la Casa Blanca, hechos relacionados con terrorismo y seguridad aérea, algo a lo que tengo absoluto derecho”, escribió Trump en twitter.